Toyota mostró el nuevo Sequoia, un modelo que no ha tenido mucha salida, quizás por su impronunciable nombre o por su robustez querer competir con los clásicos SUV grandes americanos que con tres filas de asientos, son mas confortables y suaves en su andar.

El rediseño permite que la Sequoia mejore la tajada de remolque. El paquete opcional TowTech incluye un dispositivo electrónico de asistencia para retroceder el remolque y está disponible como estándar con todas las versiones TRD Pro y Capstone del modelo.

Por ahora no se han anunciado detalles del precio de la Sequoia del 2023 

Este año, la producción de Sequoia se trasladará de la planta de ensamblaje de Toyota en Princeton, Indiana a una planta de camiones en Texas en San Antonio, compartiendo una línea de ensamblaje con la tundra.

Kevin Hunter, presidente de Calty Design Research, dijo en un comunicado escrito:

“El principal objetivo de diseño de Sequoia era crear un SUV de estilo de vida sofisticado pero resistente y activo que pareciera que podría satisfacer las necesidades de una variedad de aventuras”, dijo el presidente del estudio de diseño norteamericano de Toyota Motor.

“Es cierto ya sea que esté pasando la noche en la ciudad con amigos, remolcando un bote hasta el lago con su familia o en una aventura todoterreno más extrema”.

Por ahora el Sequoia no ha entrado al gusto de los latinos de Estados Unidos, donde los que están familiarizados con los SUV grandes americanos, como el Cadillac Escalade o el Ford Expedition, prefieren seguir siendo fieles a esos modelos, que pasar a un modelo de Toyota que les cuesta pronunciar, y que no es tan popular en el mercado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here