Honda y Acura están retirando del mercado casi todos los modelos del 2019 y muchos modelos del 2020, para reemplazar una bomba de combustible defectuosa.

Un impulsor defectuoso en la bomba de combustible podría hacer que los vehículos afectados pierdan potencia o se detengan, aumentando así el riesgo de un choque. Honda no informó choques ni heridos conocidos a la NHTSA.

El retiro del mercado abarca 628,124 vehículos en la alineación del año modelo del 2018 al 2020 en las marcas Acura y Honda.

Los únicos vehículos de esos años modelo que no se vieron afectados fueron el super deportivo Acura NSX de bajo volumen y los vehículos híbridos enchufables y de celda de combustible Honda Clarity de liberación limitada.

Los propietarios pueden esperar recibir una notificación a fines de mayo, y los distribuidores reemplazarán la bomba de combustible sin cargo.

Lista de modelos afectados:

Honda:

Accord 2019-2020
Accord Hibrido 2019
Civic Coupe and Si Coupe 2019
Civic Hatchback 2019-2020
Civic Sedan and Si Sedan 2019
Civic Type R 2019
CR-V 2018-2019
Fit 2019
HR-V 2019
Insight 2019-2020
Odyssey 2019
Passport 2019
Pilot 2019
Ridgeline 2019

Acura:

ILX 2019
MDX 2019-2020
MDX Hibrido 2019-2020
RDX 2019-2020
TLX 2019-2020

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here